A más peso, más riesgo de padecer cáncer

A más peso, más riesgo de padecer cáncer

La tendencia es lenta pero segura: solo en la última década ha aumentado un 3,5 % el número de valencianos que tienen un problema con el peso, ya sea sobrepeso o directamente un problema de obesidad. De hecho son ya la mitad del padrón (2.246.471 valencianos) los que no están en su peso normal (un 34,6 % con sobrepeso y un 15,1 % con obesidad), una situación directamente relacionada con varios problemas médicos como diabetes o alteraciones cardiovasculares pero, también, con hasta ocho tipos diferentes de cáncer.

Los estudios científicos avalan que estar por encima del 25 de Índice de Masa Corporal (IMC) y llevar una vida poco saludable nos hace sumar puntos para desarrollar tumores de endometrio, ovarios, mama, próstata, vesícula, hígado, riñones o colon. Así lo advirtieron ayer desde la junta provincial de la Asociación Española contra el Cáncer de Valencia, tras poner sobre la mesa los datos autonómicos de sobrepeso del Observatorio nacional contra el Cáncer. «Tener un peso saludable y comer de forma correcta son dos de las 12 formas recomendadas para reducir el riesgo de cáncer», apuntó el presidente, Tomás Trénor.

Un 5,5 % más de obesos

Aún así, y pese a la relación directa, la curva de valencianos con problemas de peso no deja de crecer además, de forma más acusada, si se habla de obesidad. En 10 años han crecido un 5,53 % el número de obesos: aquellos que tienen un IMC igual o superior a 30.

Las cifras, además, están por encima de la media nacional algo «paradójico» en una zona en la que predomina la dieta mediterránea, «de la que nos hemos alejado», aseguró el dietista Christian Mañas, del colegio oficial de la C. Valenciana, Codinucova, organismo con el que ha colaborado la AECC para lanzar una campaña de alimentación saludable dirigida a jóvenes «Por 7 razones como sano». Mañas apostó por «recuperar el consumo de frutas, verduras, hortalizas y legumbres» pero también por desterrar falsos mitos de la alimentación. «La fruta no engorda, no es bueno saltarse comidas, las dietas restrictivas no son saludables y hay que moderar el consumo de carnes rojas y procesadas como la carne picada y los refrescos y zumos industriales, por su alta cantidad de azúcar». El dietista recordó también que hay que evitar el consumo de alcohol en las comidas. «Nos tenemos que ir olvidando de eso de la copita de vino», añadió.

Aunque el 7 % de niños de 5 a 14 años tiene problemas de peso, el grueso del problema llega con la edad adulta: entre los 25 y los 34 años aún hay más personas en su peso pero, a partir de los 35 años las gráficas «engordan» al contar a los que están por encima de su peso ideal y la relación se mantiene hasta la tercera edad. Un ejemplo: seis de cada diez valencianos de entre 45 y 54 años tienen disparado el índice de masa corporal. «Comiendo de forma saludable, haciendo ejercicio, evitando el tabaco y el alcohol, por ejemplo, está en nuestras manos reducir hasta un 50 % las posibilidades de tener cáncer», añadió la gerente de AECC Valencia, Helena Alloza.

Por 7 razones como sano

Teniendo en cuenta que el problema empieza a partir de los 25 años, desde la junta provincial han puesto en marcha una campaña para inculcar hábitos saludables en la base, desde jóvenes. Siguiendo la campaña de «Por 7 razones» contra el tabaco, la AECC Valencia ha lanzado «Por 7 razones como sano» dirigida a jóvenes y adolescentes. Gracias a la intervención de «influencers» lanzarán retos de comida saludable a través de Instagram para movilizar a los jóvenes. Además, y teniendo en cuenta la importancia que los abuelos tienen en la alimentación de los niños, la campaña incluye un concurso de recetas intergeneracional.

Tomado de: http://www.levante-emv.com

Deja un comentario